Pasta Mafalda con salsa de queso ahumado


Seguro que muchos de vosotros os encantan las salsas de queso para la pasta, así que de vez en cuando la prepare para disfrutar de la comida, pero también habrá otros tantos a los que de vez en cuando les queda un queso un poco seco en la nevera, nos pasa incluso a los que adoramos el queso, quizás porque tenemos más de los que damos abasto a comer, pero no importa porque aún se sequen un poco los vamos a consumir, ya que con ellos podemos hacer cantidad de recetas, la última nuestra es esta Pasta Mafalda con salsa de queso ahumado .

El queso utilizado para esta salsa es el San Simón da Costa, como siempre compramos las piezas enteras, muchas veces nos quedan buenos trozos algo más secos. Hemos de decir que así y nos encanta para comer cortado en finas láminas, pero como también nos encantan las salsas de queso … A veces la preparamos para acompañar una carne a la plancha, otra veces por unos ñoquis, pero ya sabéis que la pasta es uno de los ingredientes estrella para este tipo de salsas. La receta que vamos a compartir con ustedes es muy sencilla, pero esperamos que os sirva para aprovechar estos deliciosos quesos que se han secado o que desea consumir de otra manera.

Ingredientes (4 comensales)

250-300 gramos de pasta Mafalda , 600 gramos de leche evaporada , 200 gramos de queso ahumado San Simón da Costa , c / n de sal , c / n de pimienta negra recién molida , unas hojas de rúcula (opcional).

Elaboración

Prepara la pasta mafalda para cocerla, pone una olla con abundante agua a calentar y cuando empiece a hervir añade la sal. Cuando empiece a burbujear más fuerte añade la pasta y mueve-con la cuchara o espátula para que no se pegue, y cocer hasta que esté al dente.

Mientras el agua se calienta y sigues el proceso de elaboración de la pasta, prepara la salsa. Raya el queso o Pical en un robot de cocina, dependiendo de lo duro que esté puede resultar más cómodo uno u otro sistema. Cuanto más seco esté más fino convendrá picarlo para que se funda bien la salsa, la verdad es que nuestro apenas estaba duro, con lo que ha sido suficiente rallándolo con el rallador grueso.

Aprovecha la corteza del queso ahumado para aportar más sabor, es un consejo que os contábamos aquí. Así pues, pone en un cazo la leche evaporada y la piel del queso en trozos grandes para después poderla retirar. Añade una pizca de sal, teniendo en cuenta que el queso ya es salado.

Pasta Mafalda con salsa de queso ahumado

Cuando rompa a hervir, añade el queso rallado o picado muy fino, baja el fuego y cuece hasta que el queso esté totalmente fundido e integrado y la salsa haya empezado a espesar. Entonces la pasta ya estará cocida, así que escurre y reserva un vaso de agua de la cocción.

Mezcla la pasta Mafalda con la salsa de queso ahumado y si es necesario agrega un poco del agua de cocción reservada, con cuidado de no exceder para que la salsa no quede muy líquida, pero sí que le ayude a ligar ya napar la pasta.

Emplatado

Sirve la pasta con salsa de San Simón da Costa enseguida, ya que la pasta, como el arroz, no esperan al comensal. Añadir unas hojas de rúcula para romper el color del plato y termina con un poco de pimienta negra recién molida. Buen provecho!

Abreviaturas
c / s = Cuchara sopera
c / p = Cuchara de postre
c / c = Cuchara de café
c / n = Cantidad necesaria